Denunciar falsificaciones

Nadie quiere que lo engañen para que compre un producto falsificado. Las falsificaciones contienen una marca comercial o un logotipo idéntico a la marca de otro o prácticamente imposible de diferenciar. Reproducen las características de marca del producto para intentar hacerse pasar por un producto auténtico del propietario de la marca.

En Google nos tomamos muy en serio cualquier uso inadecuado de nuestros servicios destinado a fines de publicidad o venta de productos falsificados. Disponemos de unas claras políticas contra la falsificación cuando se utilizan productos o servicios alojados en Google para anunciar o vender productos. Destinamos una cantidad importante de recursos de maquinaria e ingeniería para evitar usos inadecuados que constituyan una infracción de nuestras políticas (incluidas las falsificaciones). Sin embargo, la gran mayoría de los sitios web que se muestran en los resultados del buscador de Google pertenecen a terceros, no son productos ni servicios que se alojen en Google. Si tienes dudas sobre la legitimidad del contenido que aparece en un sitio web, ponte en contacto directamente con su propietario. Si tienes una orden judicial, puedes seguir nuestro proceso de órdenes judiciales voluntario. Puedes consultar sugerencias para reconocer sitios web de venta de productos falsificados en el artículo de consejos para comprar en Internet de forma segura.

También ofrecemos a los consumidores y a los propietarios de las marcas formularios para denunciar usos inadecuados. Estos formularios están disponibles en los centros de ayuda de los diferentes productos (consulta los Centros de ayuda de Google) e incluyen lo siguiente: